Referencias orientales enriquecidas con sorprendentes mezclas de estilos y culturas diferentes: el Hotel Moresco abraza el espíritu mediterráneo de Venecia, la puerta de Oriente, reinterpretándolo de forma original y moderna. La arquitectura, el mobiliario y la decoración se eligieron para ofrecer una experiencia realmente extraordinaria. Hasta los más pequeños detalles contribuyen a que la estancia sea excepcional e inolvidable. El jardín es un oasis escondido, típico de Venecia. Una pequeña joya protegida por muros antiguos, que ofrece un escenario delicioso para desayunar en verano o para reposar entre una excursión y otra. Si, en cambio, se prefiere pasar una tarde descansando, sus espacios abiertos, la terraza solarium y el bar lo convierten en un lugar perfecto. El estudio es un rincón relajante donde beber algo o descansar un poco. Inmersos en una atmósfera acogedora, cómodamente sentados en un sillón de piel delante de la chimenea o disfrutando de una copa de Oporto a la luz de una antigua lámpara de cristal se puede descubrir la fascinante historia, las curiosidades y leyendas de Venecia leyendo uno de los numerosos libros de la biblioteca.

Lámparas de cristal Fortuny con anillo metálico

Hotel Moresco en Venecia con lámparas de cristal Fortuny